ABOGACÍAMARKETING JURÍDICO

Qué significa contratar a un abogado

By 27th septiembre 2018 No Comments

Qué significa contratar a un abogado

 

Muchas personas piensan que contratar a un abogado solo sirve para defenderse en un juicio o plantear demandas. Sin embargo, los servicios del jurista pueden comenzar antes de llegar el conflicto, evitando este o haciéndote ganar tiempo y reducir riesgos. En Lexgoapp contamos con un amplio directorio de abogados especialistas

 

¿Por qué contratar un abogado?

Probablemente si contratas a un abogado es porque quieres que te solucione un problema. Esta es la misión de los abogados. ¿Y cómo pueden resolver tus problemas los juristas? Básicamente asesorándote o asistiéndote. La primera opción es preventiva, mientras que la segunda es reactiva.

¿Cuándo contratar a un abogado preventivamente?

La información y asesoramiento que te puede prestar un letrado puede ahorrarte tiempo, dinero y problemas legales. Y es que aquí se aplica aquello de “es mejor prevenir que curar”.

Contar con un abogado antes de que aparezca el conflicto te permitirá evitar la mayoría de los litigios. Además, si hay que llegar a sede judicial tendrás el asunto preparado, lo que incrementa tus posibilidades de éxito.

Esta función preventiva se despliega por medio de tres tipos de acciones.

Información

Antes de iniciar cualquier acción personal o profesional con consecuencias jurídicas conviene consultar a un jurista. De este modo:

  • Sabrás si estás cometiendo alguna irregularidad.
  • En el caso de que el ordenamiento premie otras vías de acción, se te informará de las mismas.

Por ejemplo, conviene consultar con un abogado antes de firmar un contrato de exclusividad o formalizar una hipoteca. Los honorarios por este tipo de consultas suelen ser muy moderados, y pueden evitar problemas legales de difícil reparación.

Prevención

Las acciones legales se sujetan a plazos de caducidad y prescripción. Además, ciertas acciones cotidianas pueden tener efectos en el devenir de un asunto jurídico.

Por ejemplo, si tu matrimonio atraviesa una crisis que termina en separación de hecho, lo mejor es que busques un abogado. Su asesoramiento facilitará los trámites si la ruptura termina ante los tribunales. Del mismo modo, si tu empresa se acerca a la quiebra, no tiene sentido que la veas precipitarse antes de acudir a un especialista en derecho concursal.

Documentación

En muchas ocasiones un buen contrato puede evitarte el paso por los tribunales. Pero una buena técnica contractual exige sólidos conocimientos jurídicos. De modo que el asesoramiento de un abogado puede ser más que adecuado.

Por ejemplo, un abogado puede ayudar a redactar un contrato de arrendamiento, unas capitulaciones matrimoniales, los estatutos de una sociedad o un acuerdo de colaboración.

¿Qué debes tener en cuenta a la hora de contratar a tu abogado?

El vínculo cliente-abogado se basa en una relación de confianza. De modo que es importante que elijas bien al profesional del Derecho en quien vas a delegar tus asuntos. Entre otros factores, debes considerar los siguientes.

  1. Especialización. El Derecho es un ámbito de conocimiento muy estricto. De modo que obtendrás las mayores garantías de éxito si cuentas con los servicios de un especialista.
  2. Recomendaciones y opiniones. En el sector de la abogacía el prestigio suele ir vinculado a la capacidad del abogado. Aunque no siempre es así, conocer al abogado o su firma puede hacerte decantarte por sus servicios.
  3. Comunicación. El abogado es un profesional del Derecho y de la comunicación. Por tanto, debes conectar con él a la primera. Si no consigue despertar tu interés, puede que no sea el profesional que buscas.
  4. Atención. Es muy importante que el abogado realice un seguimiento de sus clientes. Por tanto, es recomendable decantarse por profesionales que se preocupen por tu bienestar.
  5. Comportamiento ético. Es fundamental que el profesional del Derecho al que elijas respete el código deontológico de la profesión. Un comportamiento honesto garantizará que tus intereses están a salvo con ese abogado.
  6. Unidad de intereses. Las obligaciones del abogado son de acción, no de resultado. Por tanto, siempre será mejor que elijas a un jurista que sepa identificarse con tus intereses, de modo que ambos persigáis un objetivo común.

Aprovecha la primera reunión o el primer contacto que tengas con tu abogado. Deberás ofrecerle la suficiente información para que se haga una representación fiel del asunto. Pero es interesante que lo intentes conocer también, a fin de saber que puedes confiar en él.

¿Dónde contratar un abogado de confianza?

Tanto si contratas a tu letrado preventivamente como si lo haces a la hora de iniciar acciones judiciales o defenderte de las mismas, te preguntarás dónde encontrar al mejor abogado.

Despachos y bufetes tradicionales

Puedes acudir a ellos si conoces al abogado director o a alguno de los socios. Generalmente ofrecen una primera consulta gratuita. En ella, difícilmente conseguirás soluciones a tus problemas. Sin embargo, te servirá para conocer al letrado y saber si es el profesional que estás buscando.

Páginas web

Aunque no todos los abogados disponen de página web, Internet es un lugar al que puedes recurrir para encontrar a un profesional. De modo que puedes navegar hasta que des con un profesional que te convenza. Esta vía es más costosa, pero recopilarás información valiosa por el camino.

Marketplaces y apps

Un marketplace es una red social para profesionales, donde el administrador reúne las necesidades de clientes y las capacidades de prestadores de servicios para dar la máxima satisfacción a unos y otros.

Es el caso de LexGo App. Aquí puedes registrar tu necesidad y se te ofrecerá el contacto de profesionales que puedan encargarse de tu asunto. Como ventajas, tienes el acceso a profesionales especializados.

Podrás conocer a tu abogado, así como su experiencia y ámbito de especialidad rápidamente y sin desplazarte. Los expertos aseguran que esta es la vía que más se utilizará en un futuro.

Conclusión: qué significa contratar a un abogado

En definitiva, contratar a un abogado es sinónimo de seguridad. Con los consejos que te hemos dado podrás seleccionar a tu profesional de referencia y evitar problemas legales.

 

Si necesitas profundizar en estos conceptos u obtener recomendaciones de un especialista o deseas ponerte en contacto con un despacho de abogados, no dudes en aprovechar los servicios de LexGoapp. El mejor modo de defender tus derechos es estar bien asesorado desde el principio.

 

Por Adrián Garzón Ximénez

 

Entradas relacionadas

Leave a Reply

*

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com